¿Pensabas que los dilemas con las ruedas habían acabado? Cuando parecía que más o menos teníamos claro el tema de los diferentes diámetros de Mtb y sus características, aparecen las monturas Gravel con especificaciones heredadas de las de ruta y lo vuelven a enredar todo un poco. A continuación damos un repaso a todas los conceptos de la rueda, tanto de Mtb como de Gravel.

PUB
Spiuk All Terrain Winter 2022

Sistemas de medidas de neumáticos y llantas

Las diferencias entre neumáticos de Gravel y de Mtb vienen dadas por los diferentes sistemas de medidas que puedes encontrar y que a continuación te detallamos:

Gravel: como hemos comentado anteriormente, el sistema utilizado en las ruedas de Gravel viene heredado de las monturas de ruta. Y ese sistema no es otro que el conocido como sistema Francés, que utiliza el milímetro como unidad de medida. Así que, por ejemplo, tanto el diámetro como el ancho viene dado en mm, es decir, que una rueda de 700 tiene, aproximadamente, ese diámetro total de mm. Y decimos aproximadamente porque, con las anchuras y alturas que disponen los modelos de neumáticos Gravel hacen que el diámetro total sea algo mayor de esos 700 mm. Y, como habrás adivinado, el ancho del neumático viene también determinado en milímetros. Así que, en resumidas cuentas, un neumático 700X40 significa que tiene 700 mm de diámetro (aproximado) y 40 mm de anchura.

Mountain Bike: suponemos que controlas este apartado pero no está de más dar un repaso a las características de los neumáticos de Mtb que utilizan las pulgadas como unidad de medida (sistema Inglés), tanto para el diámetro total (29, 27’5 ó 26’’…) como para la anchura. Como dato, 1 pulgada equivale a 25,4 mm. La proliferación del Gravel ha hecho que algunos fabricantes de neumáticos indiquen las medidas de estos también en pulgadas: así, un neumático Gravel de 1,75’’X28’’ equivale a uno de 700X44. Como curiosidad, el sistema Inglés podía también indicar, tras el diámetro de la rueda, el ancho e incluso el alto del neumático en fracciones de pulgadas, algo en desuso en la actualidad (es posible encontrarlo en neumáticos destinados a bicicletas antiguas).

ERTRO / ISO 5775: La European Tyre and Rim Technical Organization en Europa o la International Organization for Standarization a nivel mundial (ISO normativa 5775 “Bicycle tyres and rims”) tratan de unificar criterios en cuanto a las dimensiones de las ruedas. Como organizaciones de este calado no pueden trabajar con supuestos, las medidas que utilizan son las de la anchura del neumático y del diámetro del aro o llanta, dimensiones fijas en las ruedas, no como el diámetro total que, como hemos comentado, es bastante aproximado. Así en los flancos de un neumático vas a encontrar las medidas ERTRO o ISO en milímetros, indicando primeramente el ancho y, tras un guión, el diámetro del aro. Por ejemplo, en un neumático de Mtb de 2,10’’ (ancho) x 29’’ (diámetro total de la rueda) encontrarás la inscripción 57-622 (57 mm de ancho y 622 mm de diámetro del aro). Si nos vamos al Gravel, un neumático 700x37C llevará inscrita la leyenda 37-622. Como verás, el diámetro de las llantas de las ruedas de Mtb de 29’’ coincide con las de 700C de Gravel, aunque el diámetro total sea menor (un neumático de 700C también se denomina como de 28’’).

El dilema de las letras en el sistema francés: el lío con la denominación 650b

Verás que hemos hablado de neumáticos en el Gravel de 700C. Y que aún no hemos mencionado los más novedosos 650B. Y es que esas letras que los acompañan, como supondrás, tienen su significado. En el sistema francés el número nos indica el diámetro total aproximado del neumático y la letra hace referencia a distintos diámetros de la llanta o diferentes altos de neumáticos.

Gravel con neumáticos 650b

Un neumático 700C lleva aparejado un diámetro de llanta de 622 mm, mientras que, por ejemplo, uno de 700B está confeccionado para un aro de 635 mm o de 700A lleva uno de 642 mm. Con la nomenclatura 650 existen también, como con los 700, hasta cuatro denominaciones distintas (650, 650A, 650B y 650C). Recordarás que en el nacimiento de los neumáticos de 27,5’’ en el Mtb se llegó a hablar de neumáticos 650B (no era del todo cierto, quizás esa denominación respondía más a un argumento comercial) porque el diámetro de llanta utilizado (584 mm) para estos nuevos neumáticos era el mismo que el de las utilizadas para los 650B originarios. Pero realmente un neumático de Mtb de 27,5’’ ronda los 700 mm de diámetro total. En el caso de los Gravel, los neumáticos 650B utilizan también los aros de 584 mm. Para que te hagas una idea real de los 650, esta denominación englobaba originariamente a todos los neumáticos de 26’’ con las diferentes opciones de aros. Por lo que, una vez más, serán las medidas ERTRO o ISO las que te saquen de dudas.

Relación de anchuras de las llantas y neumáticos para el mtb

Habrás comprobado en los últimos tiempos que el ancho de las llantas para la práctica del Mtb ha ido en aumento. El desarrollo en competición de los componentes para las bicicletas hace que las tendencias vayan cambiando a un ritmo vertiginoso, por lo que hemos pasado en pocos años de usar aros relativamente estrechos a instalar en monturas de corte XC llantas heredadas del Enduro de unas temporadas atrás. Las necesidades de tener una pisada aplomada y contundente conllevan a acompañar dichos aros con neumáticos prominentes. Los usuarios, con ganas siempre de emular a nuestros ídolos, nos lanzamos en ocasiones a realizar experimentos que no siempre traen buenos resultados, como por ejemplo instalar anchos neumáticos en escuetos aros. Y es que cambiar un juego de ruedas no es barato. Así que, el resultado generalmente no es bueno, ya que el comportamiento de unos neumáticos que no acompañen al ancho de las llantas empeora, con derivas excesivas en las curvas y peores registros de frenada por la deformación de los mismos.

Las tendencias más actuales se están yendo a la utilización de aros anchos para evitar dichas derivas y deformaciones (el uso del tubeless trajo consigo el poder rodar a presiones más bajas). Aunque los fabricantes hablen de un rango de anchuras en neumáticos determinado para instalar en sus ruedas, es recomendable que te ciñas a las menores medidas, para no llevar los neumáticos excesivamente “sueltos”. Por ejemplo, en un aro de 25 mm de anchura (hablamos siempre de medidas internas), es preferible que instales neumáticos de 2.10 o 2.20’’ en lugar de 2.50’’ que también admiten pero que irán siempre menos “sujetos”. La nueva hornada de ruedas para XC se está moviendo entre los 25 y los 30 mm de anchura interna, lo que está llevando a los “riders” a instalar neumáticos entre los 2,20 y los 2,35’’. En Enduro por ejemplo se están popularizando los aros de 35 mm o más, mientras que para competir los riders no suelen ir más allá de los neumáticos de 2,50’’.

José Escotto
¡El responsable de GoRide España! No falta experiencia en el área de la bicicleta (y el deporte en general) y mucho menos entusiasmo a la hora de difundir las últimas novedades sobre ciclismo y BTT.

¡TAMBIÉN TE GUSTARÁN ESTOS!