Hace poco publicábamos la prueba de esta máquina de competición que es la KTM Myroon Exonic. Las impresiones, como podrás leer en la misma, fueron muy positivas. Pero, en ocasiones, no tenemos las bicicletas el suficiente tiempo como, para un lado, seguir explorando sus particularidades y, por otro lado, comprobar su buen funcionamiento a lo largo del tiempo.

PUB
Spiuk All Terrain Winter 2022

Tenemos que agradecer a KTM Spain el habernos dejado la espectacular KTM Myroon Exonic el suficiente tiempo como para exprimirla a tope… tanto que hemos podido realizar con ella la psicológica cifra de 1.000 kms y así poder extraer más conclusiones que las comentadas en su momento.

Evidentemente no nos vamos a explayar en sus características principales, ya que en la prueba lo hicimos y no queremos ahondar más en algo ya comentado. Intentaremos explorar algunas que nos hayan cautivado y que no hubiéramos mencionado en su momento por no haber experimentado tanto con la bicicleta…

De ruta por los caminos habituales…

Ya sabemos que la KTM Myroon Exonic es una bicicleta con un ADN 100% competitivo. Pero también sabemos que una inmensa mayoría de los compradores de este tipo de bicicletas no las usa para competir, sino para exprimir sus posibilidades en sus salidas habituales. Y es lo que hemos hecho con esta Myroon.

Además, el medio por el que se han realizado los 1.000 kms es muy variado (hemos montado por el entorno del Parque Nacional de la Sierra del Guadarrama, en la Comunidad de Madrid), con bastante desnivel y terreno de todo tipo: pista, singletracks y alguna que otra trialera, con un firme muy seco y bastante piedra suelta, algo que castiga bastante a las bicicletas.

100% Racing

Que es una bicicleta muy reactiva ya te lo contamos…su geometría y 8,7 kgs de peso verificados son dos muestras de ello. Pero, como te hemos dicho, no nos hemos dedicado a competir, sino a disfrutar en nuestras salidas habituales con nuestra ‘grupeta campestre’. Somos seguidores de la teoría de que “lo que importan son las piernas, no las bicicletas…” pero, cuando sales con una bicicleta como esta por tus caminos y tienes referencias de tiempos, te das cuenta de lo que importa una bicicleta como esta KTM: hemos conseguido rodar a unas velocidades de infarto, con un esfuerzo, en comparación a otras monturas, bastante bajo.

Las rutas, en su mayoría, han rondado los 50-60 kms (y bastante desnivel) y, cuando regresábamos (y tocaba de subida) el cansancio acumulado era ‘absorbido’ por la benevolencia de la Myroon, es decir, que no teníamos que realizar grandes esfuerzos para pedalear fuerte, aun con las piernas ya algo machacadas. La horquilla Fox 32 SC ha sido una aliada por su dulzura que no ha desfallecido en ningún momento.

La postura a los mandos, tal y como viene de serie, es muy adecuada para una conducción más ‘al ataque’, pero no tan agresiva como para que pasara factura a lo largo de muchos kilómetros. Es algo a tener en cuenta porque todos estamos muy obsesionados con imitar a los ‘pro’ del XC y sus posiciones a los mandos tan acrobáticas…

El sillín Selle Italia se ha mostrado bastante cómodo para lo minimalista que es. Es cierto que la propia rigidez del cuadro y el poco acolchado del sillín han acabado pasando factura al cuerpo cuando las rutas eran por zonas bastante abruptas…como comentamos en el artículo de la prueba, el cuadro se nos mostró muy rígido y, tras 1.000 km, seguimos opinando igual. Lo que pasa es que también nos hemos ido haciendo a él y hemos sabido gestionar su rigidez: nuestro cuerpo se ha amoldado al cuadro y, al final, no nos ha supuesto ningún inconveniente. A lo mejor en competiciones de larga duración o por etapas la cosa cambia.

Componentes a prueba de …muchos kilómetros

Mucha gente nos ha preguntado la resistencia de los componentes instalados: existe la ‘teoría’ de que tanta exquisitez otorga un funcionamiento ‘top’ pero que luego la durabilidad es algo comprometida. Iremos componente por componente:

  • La transmisión Sram XX1 AXS no nos ha dado ni el más mínimo problema. No se ha desajustado en ninguno de los 1.000 kms. Hemos circulado por terreno de piedra, con las consiguientes sacudidas y nada. Un 10 por los protectores de goma de las bielas: sin ellos, las bielas hubieran sufrido, ¡y son tan bonitas…!
  • El desgaste de la cadena ha sido mínimo, así como el cassette, en el que no se aprecian marcas de ningún tipo.
  • Los frenos Shimano XTR se han comportado de manera soberbia. Es cierto que el conjunto instalado lo hemos sentido algo más ruidoso que otros que hemos probado, pero siempre se ha comportado, aún cuando le hemos exigido a tope, de maravilla. Las pastillas casi ni se han inmutado y los pistones empujan de manera simétrica, como se ve en las fotografías…
  • La horquilla Fox 32 SC Factory se ha comportado de 10 en todo momento. Empezamos por un SAG tirando a cómodo (sobre el 25%) ya que no somos ‘pros’ y acabamos endureciéndola (cerca del 20%) para extraer todo el potencial a la bicicleta. El sistema de bloqueo funcionó muy bien y las posiciones de apertura al máximo y para el pedaleo son muy reconocibles…
  • Los neumáticos Schwalbe: el delantero no ha acusado para nada desgaste y su agarre, con el tiempo, nos ha ido gustando más y más. El trasero sí que se ha desgastado bastante, con algún taco a medio arrancar. Hay que reconocer que el terreno tan seco y pedregoso por el que hemos rodado castiga mucho. Su comportamiento, mejor que las sensaciones obtenidas cuando la probamos.
  • La ruedas no nos han dado el mas mínimo problema y, aunque se han llevado algún golpe de alguna piedra, no hemos apreciado ningún daño.

Conclusión

1.000 kms para una bicicleta actual no son nada. La cifra suena a mucho pero, la realidad, es que los componentes actuales están preparados para soportar muchos más. Incluso los de desgaste, como la cadena o las pastillas de frenos están como el primer día ¡fantástico!

Hemos descubierto una bicicleta mucho más polivalente de lo que a primera vista parecía. Es cierto que ha tenido que haber un período de adaptación: bajar trialeras con ella daba respeto en los primeros momentos, algo que, con el tiempo, realizábamos de la forma más natural.

Sí, ya sabemos que no es el hábitat de esta bicicleta…porque donde realmente destaca es en senderos rápidos: ahí es imbatible, es rápida de movimientos y muy reactiva al acelerar. Y la extrema rigidez ha sido más una aliada que un hándicap…..Resumiendo, una bicicleta que te permitirá ser un número uno en cualquier ambiente: compitiendo o saliendo con la Grupeta, llegar el primero no será una quimera…

Ficha técnica de la KTM Myroon Exonic

Cuadro: NanoPremium Carbon // Horquilla: Fox 32 SC Factory 100 mm // Transmisión: Sram XX1 AXS (Plato 34d / Cassette 10-52d) // Bielas: Sram XX1 Carbon // Frenos: Shimano XTR 9100 (160/160 mm) // Ruedas: DT Swiss XCR 1200 25 mm Carbon // Neumáticos: Schwalbe Racing Ralph EVO 2,25×29 // Sillín: Selle Italia SLR Boost Flow Carbon // Peso: 8,7 kg (verificado GoRide, sin pedales y con las ruedas tubelizadas) 8,6 kg (peso oficial KTM) // Precio: 8.199 €

Fotos: Javier Dietta // Samuel Iglesias // José Escotto

Prueba de la KTM Myroon Exonic (¡con vídeo!)

¡A prueba! KTM Myroon Exonic (¡con vídeo!)

José Escotto
¡El responsable de GoRide España! No falta experiencia en el área de la bicicleta (y el deporte en general) y mucho menos entusiasmo a la hora de difundir las últimas novedades sobre ciclismo y BTT.

¡TAMBIÉN TE GUSTARÁN ESTOS!